olga-guryanova-nEuceJ-6-nk-unsplash

Los resultados a largo plazo de la cirugía ocular LASIK tienden a ser mejores en personas cuidadosamente evaluadas antes de la cirugía para asegurarse de que son buenas candidatas para el procedimiento.

La cirugía ocular LASIK es la cirugía refractiva con láser más conocida y la que se realiza con más frecuencia para corregir los problemas de la visión. La queratomileusis in situ asistida con láser (LASIK) puede ser una alternativa a los anteojos o lentes de contacto.

Durante la cirugía ocular LASIK, se utiliza un tipo especial de láser de corte para modificar con precisión la forma de la córnea (tejido transparente en forma de cúpula que se encuentra en la parte delantera del ojo) con el fin de mejorar la visión.

En condiciones normales, la córnea desvía la luz correctamente sobre la superficie de la retina en la parte posterior del ojo. Pero en los casos de miopía, hipermetropía o astigmatismo, la córnea refracta la luz de forma incorrecta, lo que causa una visión borrosa.

Por qué se realiza

La cirugía LASIK se realiza para corregir las siguientes patologías a la visión:

  • Miopía: puedes ver objetos que están cerca con bastante claridad, pero no los que están lejos.
  • Hipermetropía: hace que la visión de cerca, y a veces la visión de lejos, sea borrosa.
  • Astigmatismo: perturba el enfoque de la visión cercana y lejana.

Si estás considerando la cirugía LASIK, es probable que ya uses anteojos o lentes de contacto. Tu oftalmólogo hablará contigo acerca de si la cirugía es una opción que funcionará para ti.

 Antes del procedimiento

 Los resultados a largo plazo de la cirugía ocular LASIK tienden a ser mejores en personas cuidadosamente evaluadas antes de la cirugía para asegurarse de que son buenas candidatas para el procedimiento.

Si usas lentes de contacto, que pueden cambiar la forma de la córnea, deberás dejar de usarlos por completo y usar solo anteojos durante al menos unas semanas antes de la evaluación y la cirugía.

 Durante el procedimiento

 La cirugía ocular LASIK por lo general tiene una duración de 30 minutos o menos. Durante el procedimiento, te acuestas boca arriba en una silla reclinable. Es posible que te administren medicamentos para ayudar a relajarte.

 Después del procedimiento

 Después de la cirugía, tu ojo podría picar, sentirse arenoso, arder y estar lloroso. Probablemente tendrás visión borrosa. Por lo general, experimentarás poco dolor y recuperarás tu visión rápidamente.

Es posible que se te administren analgésicos o gotas para los ojos para mantenerte cómodo durante varias horas después del procedimiento.

Se tarda de dos a tres meses después de la cirugía antes de que tu ojo sane y tu visión se estabilice. Tus posibilidades de mejorar la visión se basan, en parte, en lo buena que era tu visión antes de la cirugía.

 Los resultados

 En raras ocasiones, los ojos de algunas personas retornan lentamente al grado de visión que tenían antes de la cirugía. Esto puede ocurrir debido a ciertas condiciones, como cicatrización anormal de heridas, desequilibrios hormonales o embarazo.