Enfermedad de Graves

Enfermedad de graves

La enfermedad de Graves es la causa más común de hipertiroidismo y es causada por una respuesta anormal del sistema inmunitario que lleva a la glándula tiroides a producir demasiada hormona tiroidea. La Enfermedad de Graves es más común en las mujeres de más de 20 años. Sin embargo, el trastorno puede ocurrir a cualquier edad y también puede afectar a los hombres.

Síntomas

Es muy fácil de identificar porque se caracteriza por producir exoftalmos (ojos hacia fuera). También provoca visión doble, irritación ocular y lagrimeo. Además de muchos otros síntomas que involucran al estado general del organismo. Entre estos se encuentran:

  • Ansiedad
  • Agrandamiento de las mamas en los hombres (posible)
  • Dificultad para concentrarse
  • Fatiga
  • Deposiciones frecuentes
  • Bocio
  • Aumento de la sudoración
  • Insomnio
  • Períodos menstruales irregulares en las mujeres
  • Debilidad muscular
  • Nerviosismo
  • Latidos cardíacos irregulares o rápidos
  • Dificultad para respirar
  • Temblor

TRATAMIENTO

Algunos de los problemas oculares relacionados con la enfermedad de Graves generalmente mejoran cuando se trata el hipertiroidismo con medicamentos, radiación o cirugía. El yodo radiactivo algunas veces puede empeorar dichos problemas oculares. Los problemas en los ojos son mayores en personas que fuman, incluso después de curarse el hipertiroidismo.
Algunas veces, se necesita el uso de prednisona, un medicamento esteroide que inhibe el sistema inmunitario, para reducir la irritación e inflamación ocular.

Es posible que se necesite cubrir los ojos con cinta durante la noche para prevenir la resequedad. Las gafas de sol y las gotas oftálmicas pueden disminuir la irritación ocular. En raras ocasiones, se puede necesitar cirugía o radioterapia (diferente del yodo radiactivo) para regresar los ojos a su posición normal.

Tamaño de Texto